Ana Saenz de Miera, Ashoka España

8 enero, 2017

Etiquetas: , , ,

“El futuro laboral pasa por resolver los retos de las personas y liderar con empatía”

Ana Saenz de Miera es directora de Ashoka España y codirectora de Ashoka Europa, además de vicep11_webresidenta de la Fundación COTEC. Ha estado siempre conectada al mundo social. De hecho, estudió psicología porque le permitiría dedicarse a los demás (aunque la entrevistada dice que con los años descubrió que cualquier formación lo permite y considera que son las ganas de hacer algo por los demás lo que marca la diferencia).

Más adelante, estudió un máster de Clínica en la Universidad Complutense de Madrid y durante ese tiempo empezó como voluntaria en una parroquia de Entrevías que ayudaba a niños en situación de riesgo. Desde entonces, ha trabajado en educación y cooperación para el desarrollo, apoyando a inmigrantes subsaharianos, a familias y desde hace cuatro años en el mundo del emprendimiento social y de la educación para el cambio.

En relación a su situación laboral, Ana considera que es una persona muy afortunada por poder trabajar en aquello que le apasiona, que es crear un mundo más justo para todos. Para ella, aunque se trata de un ámbito en el que no se gana mucho dinero, está compensado por todos los “intangibles” tan gratificantes que recibe a cambio. Da el ejemplo de mucha gente que se cambia de una gran empresa al mundo social, pero comenta que conoce a muy poca que se mueva de una ONG a una empresa del Ibex.

Iciar J

Iciar J. Carrasco

Como proyectos a corto y largo plazo, el que considera más importante es lograr que en cinco años en España, del mismo modo que no existe un solo colegio donde los alumnos no practiquen inglés o matemáticas, no exista una sola escuela donde no se enseñe a los niños que son capaces de generar cambios positivos en el mundo que les rodea, y que se les dé tiempo a practicarlo, a poner en práctica la empatía, la creatividad y el trabajo en equipo. Para ello, quiere dar a conocer colegios que ya lo están haciendo, y demostrar así que no solo es compatible con sacar muy buenos resultados académicos, sino que se trata de habilidades que son esenciales para los trabajos del futuro.

Para Ana, los emprendedores sociales han sido unos visionarios, que han demostrado que los retos sociales se pueden resolver con creatividad, con esfuerzo y con visión de cambio. Está convencida de que la mayoría de las empresas tienen muchísimo que aprender de ellos, pues para ella el futuro laboral pasa por resolver los retos de las personas (más que a vender productos o servicios) y a liderar con empatía, ética, en cooperación con otros, innovando y adaptándose al cambio. Todo ello son cosas de las que
saben mucho los emprendedores sociales, dice.IMG_6124

En su tiempo libre, con lo que más desconecta, se recarga, se divierte y aprende es con sus tres hijas, Lola, Belén e Itziar. Le encanta estar con ellas y su marido en su casa de Cercedilla. Le gusta igualmente jugar al tenis, cocinar y leer.
Ana se describe a sí misma como una persona impaciente, inquieta, abierta, activa, creativa y bastante
desordenada. Le gustan mucho los cambios y los retos. Según ella, lo que ha aprendido a lo largo de los años es la importancia de no juzgar y de no dar consejo a los demás.

Comparte esta información en:
ir arriba